Revista sobre Literatura, Artes y Espectaculos, Periodismo y Comunicaciones de HISPANORAMA

Image and video hosting by TinyPic

Lecturas Recomendadas sobre Literatura Hispánica

DESDE LA TIENDA DE LA EDITORIAL IBEROAMERICANA "ALICIA ROSELL"

OS RECOMENDAMOS LAS OBRAS DE NUESTROS AUTORES.

--

http://tienda.aliciarosell.org/index.php?route=product/product&product_id=53



Radio Hispanorama Literario On Line

Archivo cultural

Agustín Elías Jijena Sánchez es miembro de LVDLPEI



UNA LUNA ENTERA

Si paseo por esas mismas calles pero ahora sin ti
notaré tu ausencia con cada paso que hundido
me sumerja en la intención de un bandido
arrebatándome el dulce momento que me di.

Porque yo quiero volver a bailarte en mis brazos
e intentar que vuelva a mirarme ese tuyo sonreír,
para que me crea yo ser por un instante tu alegría
y desees que sea lo que quieras por ti la luna entera.

Quizá anoche mientras dormía yo sentía que vivía
la escena acontecida, y lo que no hemos hecho,
guiado por tu recuerdo perfumándome el pecho
despertándome por un latido que reclamó tu compañía.

Lo que yo quiero es volver a bailarte en mis brazos
e intentar que vuelva a mirarme ese tuyo sonreír,
para que me crea yo ser por un instante tu alegría
y desees que sea lo que quieras por ti una luna entera. .

Agustín Elías Jijena Sánchez

Zagreb


Pueden encontrar más sobre el autor en su página oficial y personal: http://reinodealbanta.blospot.com





Los invito también a escuchar el promocional sobre Agustín Elías Jijena Sánchez en el programa Hispanorama Literario Radio On Line, emitido ayer 25 de febrero desde México, vía Bilbao y para el Mundo desde Arcano Radio asociado a Radio Naciones Unidas en el siguiente link: PROGRAMA DEL 25 DE FEBRERO: AGUSTÍN ELÍAS JIJENA SÁNCHEZ

Alicia Rosell

Un escritor pleno y fascinante: Luis Rafael Sánchez

CARLOS LOPEZ DZUR

por Carlos López Dzur

No siempre se tiene el tiempo que se quiere para leer un escritor tan pleno, con temáticas ricas y variadas, como lo es éste. Por diversidad de razones, incluyendo las que origina la disponibilidad en el mercado editorial determinado, o la nacionalidad excluída de unas preferencias, u otras consecuencias del desconocimiento, se deja de leer a determinados autores. En el Caribe, sin embargo, obviar la lectura de Luis Rafael Sánchez es asunto de alta traición a la literatura.

En nombre y pretexto de «Sequoyah», grupo y revista, aprovecharé para presentar a Luis Rafael Sánchez, puertorriqueño, que desde la década del Sesenta sorprendió en el género teatral, con obras como Los ángeles se han fatigado (1960), Farsa del amor compradito (1960), La espera (1960), La hiel nuestra de cada día (1962), La pasión según Antígona Pérez (1968) y otras. En adición, en ese interín de la década del '60, también cultivó el cuento. Una muestra es su libro En cuerpo de camisa (1966).

Como lector entré contacto con su obra, cuando él ya era un dramaturgo establecido y, en la narrativa, había producido una novela (que no tardaría en ser traducida a otros idiomas) y colecciones de cuentos. Lo estimé, principalmente, por su interés en el lenguaje coloquial, tal como se desprendía de sus artículos en Claridad, escrito en puertorriqueño. Esta es una de las caracteríticas sostenidas de su quehacer literario cuando se dice: «Escribe en revistas y periódicos, crítica de arte y literatura, crítica social, e impresiones. Su estilo se identifica con lo barroco y lo carnavalesco, y su lenguaje es una ruptura con las normas de lo aceptado en la literatura. Crítica las normas sociales, según el género, la raza y el estatus socio-económico y político». Desde 1991, el crítico Julio Ortega ha dedicado enjundiosos ensayos a la Teoría y práctica del discurso popular (Luis Rafael Sánchez y la nueva escritura puertorriqueña), en su libro Reapropiaciones (San Juan, 1991), ps. 9-52.

Cuando comencé a leer su narrativa, fue obvio que su primera novela La guaracha del Macho Camacho (1976), marcó una línea divisoria entre las técnicas narrativas de «un antes y después», siendo su obra de impacto influyente en la narrativa del Caribe. Se ha analizado «su lenguaje barroco, lleno de hipérboles, juegos de palabras, eufemismos y repeticiones incesantes», viéndosela como «un retrato de Puerto Rico como una sociedad en estado decadente, en donde sus miembros son personajes corruptos por su obsesión por los productos de la cultura popular estadounidense, y que resultan graciosos y a la vez patéticos en su incapacidad para comunicarse significativamente unos con otros. Dominada por este son singular (la guaracha) y la presencia omnipresente del locutor, la novela rompe las barreras de técnicas narrativas tradicionales para crear una sintaxis regida por el caos y la monstruosa celebración de la vida».

La locución y la música, de las que Sánchez es observador agudo, son parte de los elementos descritos en ese mundo del Macho Camacho. La «guaracha» es un género de la música popular cubana, a la que Puerto Rico ha sido afín; se canta y se baila con rápido y vibrante ritmo y, en sus inicios, se tocaba y cantaba desde el siglo XVIII y XIX en teatros musicales y salones de baile de las clases bajas. En la comedia teatral y en las películas, la guaracha y la bufonería cómica se coinciden. Obviamente, es la tecnología radial y televisiva la que trae la guaracha a Puerto Rico y la que va dejando cierto impacto de decadencia espiritual en la sociedad cuando la obsesión por los productos de la cultura popular estadounidense corrompan las almas.

Si bien la contagiosa y pegajosa guaracha pulsa por revelar el espiritu alegre y optimista de los borincanos, una residual y pura puertorriquenidad y autenticidad, el autor extrapola este elemento con una tendencia obsesiva del pueblo boricua, ya no yan agradable. La adicción consumista.

En el mundo guarachero, oferta de un disco y su mensaje, sea o no ideologema lo que se adquiere en los mercados, permea con una muerte cultural progresiva en la que previamente se yuxtaponen dos tipos de sociedad. Una que tiene un entronque propio; otra que advino impuesta, desde 1898, con la violencia del colonialismo y la sucesivas ofertas de propaganda, «the products of American popular culture». Y es, dentro y a través del lenguaje, donde los conflictos han de aflorar agónicamente, aunque al parecer nada ocurre. Ese mundo ficcional es creíble y los puertorriqueños están hablando y desahablando un lenguaje que bizarramente trajo la mezcla del cliché estadounidense para hilarse en rompecabezas con el slang nativo.

Del modo que resulta, según observan los críticos es «simultaneously funny and pathetic in their inability to communicate meaningfully with one another. It is a sociopolitical work in its indictment of American and European colonialism as the cause of what Sánchez clearly considers the death of a culture». [1]

La estructura de la novela, traducida al inglés [2] por el profesor Gregory Rabassa con el título Macho Camacho's Beat ha sido comparada con las que forjaron James Joyce para su Ulysses y Virginia Woolf para Mrs. Dalloway. Y la trama es sencilla porque los personajes están muy definidos en su idiosincracia. Un senador corrupto, su «querida», y su hijo idiota; la esposa del senador y su hijo fascinado con su automóvil. Y, en ese mundo donde la vida tiende a presentarse como «una cosa fenomenal», una parte de la imaginería evocada son los avisos publicitarios («advertising slogans, puns, and pop culture references»), que Luis Rafael Sánchez utilizará para describir la penetración invasora de una cultura metropolítica (la de los EE.UU.) sobre la sociedad de una pequeña isla (Puerto Rico) «and how a fad in one can alter the culture of the other».

Posteriormente, Luis Rafael Sánchez publicó La importancia de llamarse Daniel Santos (1989), [3] texto en el que analiza los mitos y leyendas de Latinoamérica desde una perspectiva puertorriqueña con su lenguaje característico. Vuelve a verse el interés del autor por la música y los mensajes que propala. Santos, el Inquieto Anacobero, es figura fascinante para los puertorriqueños. Una mezcla de ícono afirmativo, nacionalista albizuísta, valiente y de producto internacional de disqueras y negocio. Sin embargo, más fuerte que en La Guaracha, en esta novela La importancia de llamarse Daniel Santos la crítica se concentra, no en aquel, «who give up their culture to assimilate into the American culture», sino en aquel que, como Daniel Santos, «refuses to let go of their cultural identity».

Una observación interesante de la Dra. Knights es que: «Daniel Santos es representativo por esta modernidad por su capacidad de sobrevivir a los ismos de moda, por su vitalidad, sus orígenes en la clase baja, su atrevimiento y amor por el riesgo. Para el colombiano Hernán Restrepo Luque (en su historia de los intérpretes claves del bolero y canciones), Santos adviene como todo 'un personaje para la historia de la música popular de América'» [4], afirmación que es cónsona con lo que Luis Rafael Sánchez se planteara para su novela: «Por la sintonía enardecida con la población numerosísima de los pobres, de los que viven arañando, de los cualquiera, crece y se perpetúa la modernidad del Inquieto Anacobero. Por la sintonía con las marginaciones sentimentales. Por el desembarazo con que Daniel Santos sujeta, domina y arrodilla la bestia arisca que, algunos días, se convierte en la vida». [5]

Delia Barreiro Pérez dice que esta obra es una «búsqueda de nuevos procedimientos en la elaboración del gesto renovador de la escritura. Reinterpretación de la realidad a partir de la biografía del cantante Daniel Santos, que trata de dar un rodeo a la concepción del mundo», no siendo ni cuento, ni novela, sino que «lleva dentro hondos ensayos reflexivos»; «cada fragmento aparece encabezado por una especie de titular como la de los reportajes periodísticos».

«La obra puede verse como una toma de conciencia de la particularidad del idioma y de lo que éste conlleva. Puede representar además, una caracterización del ser caribeño. La aceptación de esa concepción se refleja en que la obra se afirma en esta idiosincrasia y que desde ella formula una concepción del mundo que atraviesa su propio escenario. Conserva el ritmo oral a la vez que funciona como práctica de la lectura. Los elementos periódicos y críticos del texto subyacen en la organización que anuncia explícitamente la necesidad de transformaciones. El grado de politización de esta "fabulación" como la llama el propio autor, surge con la subversión misma del lenguaje. El texto propone la liberación misma del lenguaje de cánones cerrados y anquilosados, expone diversas expresiones que hallan hablantes en sus correspondientes estratos sociales». [6]

Gran parte de la obra de literatura ficcional de LRS es éso, como dice Barreiro; pero, en otras ocasiones, el prestigioso boricua asume frontalmente el ensayo. Y es con un género de exposición crítica donde explora los conceptos de la asimilación cultural y la cultura bipolar. Un ejemplo es su ensayo La guagua aérea, (1983) aparecido en traducción como The Flying Bus. La asimilación cultural es definida como una respuesta política al hecho demográfico de la multietnicidad que estimula la absorción de una minoría por una cultura dominante. De este libro, se observa lo matizado que está del humor irónico de Sánchez para valorar «los paradigmas tradicionalmente conservadores de identidad nacional e individual» en los contextos de la crítica postcolonial de asuntos tales como género, sexualidad, raza e hispanismo.

El crítico John Dimitri Perivolaris, quien fue uno de los primeros en estudiar minuciosamente la visión que Sánchez ofrece en la tarea de definir la identidad cultural puertorriqueña, cree que siendo Sánchez un miembro de la élite intelectual, sostiene una posición ambivalente como portavoz del «pueblo», contrapuesto al «Puerto Rican mulatto whose working-class background allows him to highlight unprecedented possibilities for political agency within popular and mass culture». Es que el mismo Sánchez dice que las microhistorias de la vida diaria que el hilvana y reflexiona son un diálogo de múltiples niveles, «fabulaciones y nada más».

John Dimitri Perivolaris, profesor auxiliar de español en la University of Manchester, Inglaterra, no puede captar muchas de las sutilezas de esta literatura de LRS para lo que demanda, como crítico, y le exige, o cuestiona, en su libro Puerto Rican Cultural Identity and the Work of Luis Rafael Sánchez (University of North Carolina Press: 2001). Mas el autor presenta esas respuestas a través de «fabulaciones» por una «nacionalidad kaleidoscópica que emerge de un sentido de dispersión y pertenencia, enraizado en la diáspora puertorriqueña». En La guagua aérea, esas fotografías en movimiento sobre la nacionalidad puertorriqueña, tomadas desdwe la altura, «at thirty one thousand feet», es significativo ese diálogo del extranjero que le pregunta al boricua: «¿De dónde eres?» y la respuesta que da: «Pues mira, eso e' lo que quiesiera saber». [7]

En otro de los libros de Luis Rafael Sanchez en el que le vemos abocado al ensayo y del que dice: «Del centenar de artículos que documentan mis alejamientos frecuentes del país natal y el transcurso de los días en el mismo, selecciono cuarenta para integrar el libro Devórame otra vez». [8] La expectativa del libro es que lo selecciona forme
«un sólido cuerpo de reflexiones e indagaciones», «donde convivan, en armonía tensa y sensual, el oficio de escribir y el oficio de vivir».

Este es el escritor que fascina y que, en su expediente profesional, se incluye el haber sido Escritor Residente de la Academia de Artes y Ciencia de Berlín y del «Woodrow Wilson Center for Scholars» de Washington, además de Becario de la Fundación Guggenheim. Ya se ha retirado de la enseñanza. En el año 2000 ocupó la Cátedra Julio Cortázar, con sede en Guadalajara, México.

Su obra se ha traducido al alemán, al francés, al húngaro, al inglés, al italiano y al portugués. Para mí, fue especialmente grato haber recibido varias cartas suyas cuando apenas me iniciaba como cuentista. Fue estimulante y ya, viviendo yo fuera de Puerto Rico, como parte del material que examinara para escribir La guagua aérea, hizo un análisis de mi libro primerizo como cuentista, Las sarnas de la ira. Fue entonces la primera crítica formal, realizada por un gran maestro y magistral literato. Le pago con mi fidelidad de lector y gratitud infinita.

____

Notas

[1] E-Notes: In Contemporary Literary Criticism.
Uno de los más interesantes ensayos sobre Luis Rafael Sánchez es la tesis doctoral de Julio César Sánchez Rondón para la Universidad de Nebraska (Lincoln), titulada Poética de lo Soez: Luis Rafael Sánchez: Identidad y cultura en América y el Caribe que, desde 2006, está disponible en la internet. Ver / 145 ps.

[2] Luis Rafael Sánchez. Macho Camacho's Beat. Dalkey Archive Press (April 2001), 211 págs. Hay una primera edición con Pantheon Books (1981)

[3] Hay, por lo menos, tres ediciones de La importancia de llamarse Daniel Santos desde su aparición en 1988. Una es la hecha por la Editorial de la Universidad de Puerto Rico (2000), 218 ps. La obra fue objeto de una disertación de la Dra. Vanessa Knights (de la Universidad de Newcastle) en un Seminario de Música Latinoamericana, auspiciado en mayo del 2003, por el Instituto de Estudios Latinoamericano. La Dra. Knights disertó sobre «The Importance of Being Daniel Santos: Popular Modernity and Bolero. Ver

[4] Vanessa Knights, op. cit., p. 4. Traducción mía de la cita del inglés al español.

[5] Luis Rafael Sánchez citado por Knights en el trabajo.

[6] Delia Barreiro Pérez, «La importancia de llamarse Daniel Santos», en: Ver

[7] Luis Rafael Sánchez, La guagua aérea. Este libro tiene varias reedicciones, la segunda de 214 páginas en 1994, tercera y cuarta redicción por la Editorial Cultural, Río Piedras, en 2003 y 2004.

[8] Luis Rafael Sánchez, Devórame otra vez (Ediciones Callejón. 2004)
Alineación a la izquierda

CARLOS LÓPEZ CZUR ES MIEMBRO DE LA VOZ DE LA PALABRA ESCRITA INTERNACIONAL

Enviar a noticias Top



YAZCO SUSPENDIDA EN UN ÁTOMO DE SILENCIO



YAZCO SUSPENDIDA EN UN ÁTOMO DE SILENCIO
LA MANO INVISIBLE DEL TIEMPO ME ROZA
SIENTO LA BRISA AGITARME LAS ALAS HUERAS
QUE OTRORA FUERON EL TIMÓN QUE ME GUIÓ


YAZCO SUSPENDIDA EN UN AMOR QUE NO DEMUDA
LOS BRAZOS AMADOS NO RECORREN MI CINTURA
SIENTO MORIRSE EN MÍ LO QUE NUNCA VIVIÓ
QUE LA INFINITUD DE MI ALMA SE PARTE EN DOS


YAZCO, SUEÑO, LLORO, RÍO, VIVO, MUERO...


LLORO EN LA SOLEDAD QUE EN MÍ VIVE
RÍO Y MUERO SIN ALIENTO QUE SE ME BRINDE
YAZCO Y LLORO SIN SABER QUÉ PENA ME ABRUMA
PUES NI LA PUREZA DE MI NOMBRE PERDURA
EN ESTA LOCURA EN QUE MI ALMA AÑORA SUMIRSE.

VIVIR EN UN EFÍMERO Y BANAL INSTANTE
PARA MORIR EN SEMPITERNO COQUETEO DE AUSENCIAS
REÍR SI AL LLORAR VIVO Y MUERO PARA YACER
ENTRE LA BRUMA DE MIS SOLEDADES
Y EL SILENCIO QUE SOBRE MÍ SE ABATE.

YAZCO, SUEÑO, LLORO, RÍO, VIVO, MUERO...


SUEÑO PARA VIVIR EL AMOR FUGAZ DE TU NOMBRE
TEMO DESPERTARME POR PERDER TU SUSURRO EN MÍ
REGURGITARLO DESDE EL RUMOR DE MI SANGRE
QUE GALOPA POR MIS VENAS CON LA ZOZOBRA COSIDA
AL CUERPO EN DOLOR ESCARNECIDO QUE ME HABITA
COMO PARÁSITO QUE PERMITÍ SE ME ADUEÑASE

YAZCO SUSPENDIDA EN LA PENUMBRA DE LAS AUSENCIAS
QUE NO ASPIRAN MÁS A NOMBRARME NI AMARME...


Alicia Rosell@copyright, Bilbao, 23 febrero 2010 . De mi poemario "Últimas soledades"

Rudy Alfonzo Gomez Rivas

INVITACION A COLABORAR EN LA REVISTA LITERARIA

"VOCES CONVERGENTS"


ESTIMADOS ESCRITORES Y POETAS

En el año 2009 se inició con la edición y publicación de la Revista Literaria “Voces Convergentes” misma que es publicada desde Aguacatán, Huehuetenango, Guatemala C.A. dicha revista se publica trimestralmente y circula por diversas ciudades de Guatemala, así mismo se ha enviado a nivel internacional a países como: México, España, Noruega, Perú, Argentina y el Salvador. Contarles también que la edición de la Revista es en papel y se ha tenido en las ediciones anteriores la colaboración de escritores y poetas de México, Guatemala, Salvador, España, Finlandia, Colombia, Ecuador, Chile, Argentina, Uruguay, Perú, Bolivia. Por lo que se convoca a todos y todas las interesados (as) a colaborar con la revista en los géneros de poesía, cuento, narrativa breve, ensayo. Fecha límite para enviar sus trabajos o colaboraciones es el sábado 20 de febrero de 2010.

Remitir el material a la dirección: editorial.29@hotmail.com como documento adjunto de Word. La Forma de enviar el material es la siguiente:

Poesía: de cuatro (4) a cinco (5) poemas
Narrativa Breve: Que ocupe 2 cuartillas
Cuento: de 2 a 4 cuartillas
Ensayos: 4 cuartillas

En cualquiera de las presentaciones enviar una breve biografía (como máximo 10 líneas).

La primera Edición del 2010 saldrá a partir de segunda quincena de marzo.


Un Fraternal Abrazo salpicado con azules distancias.


Atentamente.


Rudy Alfonzo Gomez Rivas

Director Revista Literaria Voces Convergentes

Pedro M. Martínez Corada
Ayer nevó en Madrid. Recibí una llamada de Alex Quiroga mientras paseaba haciendo unas fotos; no ha habido problemas importantes por la nieve, parece que en esta ciudad vamos aprendiendo a convivir con el frío y las calzadas resbaladizas. Un vecino me diría, poco después, que lo del calentamiento global era un invento de los políticos: nieva en Madrid, y hace frío; como tiene que ser, estamos en enero.

La cita es en la Plaza de los Cubos, frente a los Cines Princesa. Hace tiempo que no voy por allí. Cuando llego, la plaza me parece igual a la que recuerdo: palmeras enanas en maceteros de cemento, farolas que quieren ser modernas y edificios diseñados para mayor gloria del cartabón. Los Cubos me siguen pareciendo horribles, supongo que es debido a mis escasos conocimientos de escultura.


Puntualidad inglesa. Pocos minutos después de la hora en que nos habíamos citado, estamos sentados ante una mesa de uno de esos establecimientos de comida rápida que cierran a las tantas. Alex me dice que luego iremos a otro lugar en donde sirven buenas raciones y la carta de cervezas es variada.


—«El miedo es un no», es una frase muy sugerente de la película
Ilusiones rotas: 11M. Esta frase hace que el personaje que está luchando por conseguir un papel en la obra de teatro se convierta en un «verdadero» actor pues pasa de leer un texto impostado, que le es ajeno, a algo que de verdad siente… —antes de mi primera pregunta sobre su trabajo hemos charlado sobre lo que se suele charlar entre dos personas que se ven por primera vez.

—Tenía el primer papel, era importante para él y cuando leía se agarrotaba. Los actores tienen que volcarse, deben de decir lo que sienten, y por eso hay que darles libertad para que suelten lo que tienen. Por ejemplo, el actor sirio que interpreta el papel de uno de los inmigrantes (el marroquí, en este caso) me dijo «mira, si lo hago como lo dice el guión quizá a la gente no le guste, vamos a intentar hacerlo mal, como hablo yo, ser yo mismo» y le dije que vale.

Ilusiones rotas: 11-M tiene un tono de reportaje, ¿por qué utilizaste el recurso de insertar entre escenas documentos periodísticos concretos de aquellos momentos?

—Hacerlo de otra manera, como que los personajes vieran los sucesos en la televisión o los leyeran en un periódico, me pareció un recurso muy usado… Yo lo que busco es lo poco convencional. No es que vaya de súper intelectual, busco lo que no se ha dicho, para romper: me gusta romper… tal como Bigas Luna en Bilbao, en la secuencia de la chica, que le echa la leche encima y eso no se había visto en cine en la vida.


Sale en la conversación uno de los directores que han influenciado el cine de Quiroga. Sin mediar pregunta por mi parte aparece
Five Colours porque recuerda cómo se sacó de la manga unos planos aéreos durante el rodaje. Le pregunto el porqué de cinco colores, no me cuadra la cifra con la del número de personajes…

—En la filosofía china los colores representan estados de ánimo que son los que aparecen en la película, los que están presentes en los personajes que se entrecruzan en la historia…


—En alguna parte he leído que
Five Colours busca «el sentido global de la vida en sí mismo…»; Alex interviene rápidamente:

—No. En absoluto. Five colours es una comedia ácida sobre la vida. Esa frase no es de mi cosecha, la película cuenta los palos que puede dar la vida, los conflictos que se producen, por ejemplo, en una separación después de veinte años de convivencia… (¿Detalles de historias pequeñas? —le interrumpo) …no —prosigue—, no hay historias pequeñas, hay gente que por los demás hace lo que sea. Si vamos a buscar héroes te subes al Metro y ves la cara de la persona, a las ocho de la mañana, que se tiene que ir a trabajar, que tiene que echar adelante con todo lo suyo y aguanta y aguanta… Somos lo que hacemos. Aunque no seas un súper héroe, aunque no seas un director de cine, aunque no seas alguien famoso, merece la pena luchar porque existe un motivo para aguantar por los tuyos, trabajas durante toda la vida y te quieren por eso. Ya no existen mujeres malas ni hombres buenos, ni ninguna de las dos cosas…


Lleva quince años en España. Ha conocido muchas profesiones, opina que en Argentina el trabajo es más de equipo que en España. Su madre es gallega, pero de Galicia, sonrío cuando me lo dice: la precisión en importante cuando se habla de un país en donde todos los españoles somos «gallegos».


—Si vas para la Avenida Dos de Mayo, en Buenos Aires, y cruzas el Obelisco es todo España…


Es inevitable que la conversación se tercie por los lugares que conocemos o frecuentamos: Segovia, el País Vasco, Asturias y, como no, Madrid… Cuando habla, Alex a veces se para y ríe anticipando la anécdota que va a expresar a continuación, creando una cierta expectación ante lo que va a decir. Entre los recuerdos de calles de Madrid que fueron o son señaladas para cada uno de nosotros, se me ocurre preguntarle sobre un comentario que leí en una de las páginas dedicadas a sus películas: ¿los directores independientes del cine español ya no saben hacer cine «social» o es que el público ya no tiene «nivel»…?


—No, no, el público no es de bajo nivel. El público va al cine y ve, piensa, sabe lo que quiere. Hace poco estuve en una reunión de alumnos de la Escuela de Cine y uno de ellos me dijo que quería hacer un documental sobre un inmigrante, contar su vida… Y yo le respondí, bueno, usted sabe lo que quiere contar, pero no entre en el terreno de su intimidad para que no se sienta herido; se lo dije porque, en cierta ocasión, asistí a la proyección de un documental sobre cómo se hizo una película con actores no profesionales, dirigida por un director sudamericano. Hubo en esa proyección una cosa que me puso los pelos de punta: el director coge a una niña y le dice: «Yo te compro el vestido que tú quieras, el que más te guste, y alguna otra cosa más, si te paras en la camioneta y dices “Yo soy puta”», la niña interpretaba ese papel en la película… Ella le contestó al director que no haría tal cosa porque ella hacía el papel pero no era puta, actuaba para ganar algo y poder comer ella y su familia. Bueno, ante la negativa de la niña a decir que era puta la escena se arregló ¡suprimiéndola!...


—¿Y el director éste contó la anécdota en publico?


—La contó, como diciendo «vaya el orgullo que tiene la niña». Para ser un buen director —y esto tiene que ver con lo del cine «social» del que hablábamos— no hace falta torturar a los actores. Yo hago cine social sin tener que recurrir a burradas. El cine social tiene sus implicaciones, pero no es necesario herir los sentimientos de los demás, no puedes ser tan hereje de meterte en la cosa para sacar un producto buenísimo, para que te den premios, no puedes ser tan egoísta: puedes ser un creador pero no lo otro.


Le recuerdo de nuevo su película sobre el 11M —la primera que se rodó en España después del trágico atentado—, cómo trató los personajes de la misma; me impresionó, sobre todo, el del hombre que maltrata a su mujer, una premonición de lo que ahora llamamos la «violencia de género», y el telón de fondo de la situación económica que viven los protagonistas. En aquellos años no había ningún «paraíso», como ahora pretenden algunos que creamos…


—Se trata, Pedro, de que en aquella película saqué toda mi rebeldía. Moví la cámara como quise, hice lo que quería; cuando ves Ilusiones rotas te sientes incómodo por algo, y es porque muestra la realidad, se ve lo que está ocurriendo sin falsos sentimientos, esa es la intención de la película…


—Volviendo a
Five Colors, ¿es la película con más presupuesto de las que has hecho?

—Sí, tiene más presupuesto; lo que pasa es que alquilamos unos coches, cargamos las cámaras (calla un instante; ríe) y de crucero por Europa y parando en todas partes: toca Cadaqués, toca París, toca Berlín, toca Venecia… hay una secuencia que no estaba en los previos, yo hago de un tío que se le murió la mujer, durante muchos años la estuvo cuidando, tenía cáncer, y viene la hermana de la mujer a su casa y le encuentra tirado, borracho perdido: «Pero, ¿qué haces? —le pregunta—, ¿tú crees que mi hermana te quiere ver así…?», entonces él saca una carta del bolsillo, se la da y ella la lee: «Cariño, me has cuidado y querido tanto que ahora tienes que hacer lo que te salga de los cojones…», entonces se marcha a Londres y allí se para ante un bar que fue de ella y que ahora está cerrado; allí se queda recordando, un largo rato, sin ninguna otra imagen, sólo mirando en la puerta; básicamente Five Colors es gente andando por el mundo y cada uno de ellos es una pieza que encaja a la perfección. Las historias de las vidas entrecruzadas de los protagonistas de Five Colors son guiadas por una santera que les ayuda a encontrar su camino.


—La santera entonces es un personaje positivo… —añado que estoy más acostumbrado a verlas como «brujas» malvadas, un estereotipo, sin duda…


—La ponemos como un personaje positivo, porque hay mucha gente que recurre a ellas para eso, no para joder a los demás. No se ha hecho ninguna historia de una santera contando las historias de otros, siempre trato de hacer lo que no se ha hecho.

—Eso es muy difícil…

—Como es muy difícil lo intento hacer.


Acaba de terminar un guión que habla sobre cómo se vive la crisis en España y cómo en África, piensa que debería rodarse en Mauritania, pero no adelantemos acontecimientos el tiempo y la productora tendrán la palabra… Anymas, es otra de sus películas en ciernes, en este caso para el 2011, de la que está haciendo el boceto. Con esta película quiere estar en el Festival de Sundance donde han reconocido su labor. Trabajo y más trabajo. Quiroga sabe bien lo que quiere: con trabajo y constancia es más fácil lo que parece imposible… Apuro la cerveza. Alex Quiroga me acompaña a buscar un taxi. Hace frío. Quedamos para vernos otro día: estoy seguro que será así.

Fotograma de «Five Colors»


________________
Five Colors (2010), se estrenará próximamente.
FICHA DE LA PELÍCULA:
Guión y Dirección: Alex Quiroga
Intérpretes: Polivas Lairankus; Gerardo González; Lupita Sandoval; Rodrigo Goibar; Karen Cacaceo; Jenifer Lozano López; Candela Arroyo Álvarez; Cecilia Jiménez…
Fotografía: Rodrigo Goibar y Gustavo Jiménez
Música: DJ Jaimote
Montaje: F. Pérez Jiménez
Efectos especiales: Laya Producciones
Producida por Alex Media Grupo P.C.

Enlace original (Revista de cultura Almiar)

Etiquetas: alex quiroga, cine, cultura, Five colors

Enero 2010, el frío se asoma por entre las calles de est e viejo San Luis y sus 400 y pico años de historia. La ciudad aun sumergida en el marasmo y parsimonia de las autoridades intenta sacudirse el peso de una derrota que lleva a cuestas desde el sexenio pasado…la vida pasa, nada se detiene y aunque con lentitud los ojos levantan la mirada al vuelo.
He recibido atentas invitaciones para atestiguar y compartir la presentación literaria de algunos amigos y compañeros de este oficio irrenunciable de las letras, en este sentido paso a comentar en orden cronológico algunas de estas.

“Grimorio” Primer libro de Roberto Collis:

El martes 19 de enero tuve el gusto de asistir y convivir con buenos amigos escritores durante la presentación de “Grimorio” libro de cuentos del autor Roberto Collis en la Casa del Poeta Ramón López Velarde. Este libro forma parte de la colección de autores potosinos editada por el H. ayuntamiento Capitalino y presentada en la edición pasada del Festival de letras en San Luis.

Y fue Jesús Navarrete Lizama, otro compañer o y amigo escritor de esta colección, quién realizó los comentarios previos. Así mismo, el profesor Armando Adame, director de la casa López Velarde, dirigió unas breves palabras al inicio. Los textos del autor nos muestran un buen manejo del lenguaje que hace gala de recursos y su técnica aunque mesurada nos va guiando en un recorrido textual, donde la magia es un factor recurrente que determina las acciones de sus personajes. Roberto Collins,(Estudiante en la carrera de Filosofía) leyó un par de textos ante la nutrida concurrencia que de algún modo avaló la circunstancia afortunada para este nuevo ejemplar de narrativa que viene a nutrir la producción literaria local.

Después el brindis, la firma de libros y como ya es costumbre el “after”. En esta ocasión y después de asistir un rato a la cervecería, donde tirios y troyanos “conbebimos” un rato, la noche aún no fue suficiente y alentados por las ganas de seguir quitándole tiempo al tiempo, nos dejamos seducir por el aliento a cerveza y ya encarrerados nos fuimos a casa de un excelente compañero poeta, allá por los rumbos de la calle Chicoseín. Las estrellas mudos testigos, hicieron paro y alumbraron la terracita donde el ánimo, los intercambios de libros y comentes literarios nos brindaron la oportunidad de conocernos unos y otras…otras y aquellos, aquellos y ellos…bueno cada quien su vid a diría don Luis G. Basurto. La madrugada me sorprendió mientras manejaba el “verde” por los adoquines y las solitarias calles de este viejo San Luis que se niega a re-encontrar sus pasos y su grandeza Histórica.


Volumen III de Creación Literaria:

Presentación del volumen III de Creación Literaria por el Centro de las Artes de San Luis Potosí que tiene como objetivo valorar la importancia de la formación artística como factores determinantes en el futuro de una comunidad y de reinventar la relación entre la cultura y la sociedad. (Héctor Rodríguez de Ávila)


Asistimos a la presentación de esta "plaquet" de narrativa que presentó el Centro de las Artes de SLP. En la sala 2 de la plaza Centenario, el pasado jueves 21 de Enero del presente año. Fue un gusto escuchar de viva voz los textos de Alfredo Padilla, joven escritor y periodista en ciernes. Sus letras son en sí mismas un reflejo de esa mezcla de pasiones y sensaciones a veces desbordadas que muestran las personas de esta nueva generación del milenio que inicia. También sin dudarlo, sus letras son más certeras y se nota el trabajo y sobre todo el proceso de afinación de imágenes y situaciones, quizá no hay mucho aún fuera de lo normal, pero si podemos decir que su texto intenta y promueve la búsqueda de imágenes metafóricas que trasciendan más allá de la simple sensación emotiva… sugerentes en verdad los trazos mejor afianzados de Alfredo Padilla que se apunta sin temor en la batalla de este arduo camino de la literatura.

Por cuestiones de tiempo y también porque había que cubrir el otro evento de la inauguración fotográfica de "Hugo Brehme y la Revolución Mexicana" a la misma hora y a unos cuantos pasos, ya no me fue posible escuchar los textos de las otras compañeras que aparecen en esta “plaquet”, pero seguro habrá tiempo de comentar y publicar algo al respecto.


por Antonio Trejo para Interperiodismo Digital


Etiquetas: Alfredo, Collins, creación, Grimorio, III, letras, Literaria, literarias, literatura

Compartir Twitter

"CRONICA DE UN DILUVIO INSPIRADO"

Juan C. Pomponio Castiglione, recitando ante el auditorio



Llueve sin cesar en el mediodía de este domingo 31 de enero de 2010. Las coincidencias aclimatan no solo el exterior de la fachada vanguardista de las Galerías Pacífico, sino que por dentro la lluvia inacabable del arte sin fronteras, atraviesa las capas sólidas de la corteza humana para instalarse en los suburbios del alma. Los transeúntes que recorrían el Centro Cultural Borges pudieron asistir a la celebración conjunta de la danza y la poesía, la poesía y la danza, que dos artistas unidos por el Amor y sus respectivas pasiones de vida, supieron llevar al escenario del Auditorio Astor Piazzolla.



Karina Mariposa Roldán, coreógrafa, maestra de danza, bailarina y directora, armó un espectáculo totalmente novedoso al fusionar la obra poética de reciente estreno perteneciente al escritor, artista plástico y poeta, Juan Pomponio Castiglione. “LLUVIAS TORRENCIALES”, es el título del nuevo poemario del autor que sirvió de inspiración para que Mariposa Roldán penetrara los rebordes femeninos, traspasara lo superficial y se adentrase en la sensualidad, el erotismo del movimiento, la cuadratura del corazón. Karina Roldán ha creado un vínculo escénico-teatral entre imágenes y lírica con su lenguaje coreográfico versátil y ecléctico, planteando el diagrama de un espectáculo pleno de narraciones entretejidas por músicas diversas (tango, flamenco, rock y jazz).

Nítidamente los estilos armoniosos se entrelazan, para liberar en el tapete el amor suscitado por un hombre y una mujer, por su poesía y su danza. "Lluvias torrenciales" es una obra literaria llevada a la escena y una obra coreográfica trasladada a la poesía, donde el encadenamiento de pasos, la ausencia de pausas y el exquisito acorde dejado por el silencio, evidencian el tránsito por múltiples estados anímicos que calan sobre la naturaleza humana. Aquellos cuerpos, femeninos y cadenciosos, retratan la vivencia inmaterial que brota del corazón poeta de Juan Pomponio Castiglione y la sensibilidad recita su propia leyenda. Su voz asoma en vivo, desde la ribera del proscenio.




Una voz cálida, segura y de otros tiempos, que hilvana fragmentos escritos de una pasión interminable y mora perdida en la eternidad de sus letras. En cada relato danzado, la intimidad de esas mujeres va conectándose por vibraciones impalpables del alma, fundidas entre rimas concordantes. “Lluvias Torrenciales” es una labor de escritura delicada y mística que Juan Pomponio Castiglione expone para todos, su observación del universo femenino no tiene comparación y nos deja pensando con el espíritu raso, nos abre puertas del infinito arraigado en el poderío de sus letras.

La Compañía de danzas de Karina Mariposa Roldán, integrada por Lucía Moreno, María Noel Tanghe, Camila Pérez, Verónica Lizardo y la misma Karina Roldán, posee la excelencia de un trabajo físico cuya entrega no tiene límites, ellas dan la vida en el escenario, exudan el agua de su esencia y no solamente las gotas de un sudor proveniente de la química constante entre el tecnicismo y la realidad de un arte conmovedor. Trascienden por su exquisita calidad interpretativa y se aprecia el trabajo y la mano de su directora ante cada personalidad, permitiendo el lucimiento de sus individualidades muy poco vista en otras Compañías de Modern Jazz. Karina Roldán, como Directora, sabe lo que quiere de sus artistas, ellas son fieles reflejos de sus pretensiones y les otorga el vuelo necesario para que la libertad fondee los escenarios del mundo. “Lluvias Torrenciales”, un libro, una sola danza. Música, plástica, silencios y palabras. El arte concentrado gracias a la luz del Amor.

Micaela Rivas - Directora de Prensa


I PREMIO INTERNACIONAL DE NOVELA

"ALBERT CAMUS"


CONVOCADO POR LA REVISTA LITERARIA GOTAS DE TINTA


Con motivo del 50º aniversario de la muerte del escritor Albert Camus, la revista literaria Gotas de Tinta ha convocado la primera edición de un concurso anual de carácter internacional que pretende estimular la creatividad de una literatura erudita frente a las obras comerciales.


FALLO DEL CONCURSO: EDGAR BORGES GANADOR


La revista literaria Gotas de Tinta ha dado a conocer el fallo del Jurado de la primera edición de su "Premio Internacional de novela Albert Camus".

El Jurado, ha estado compuesto por la escritora, agente literaria y periodista digital, la Sra. Alicia Rosell, y por la directora de la Revista Literaria Gotas de Tinta, la Sra. Mercè Lobo.

Habiéndose presentado más de 180 obras, se preseleccionaron cinco, de las cuales se premió la que lleva por título “La contemplación” presentada bajo el seudónimo de El observador, perteneciente al escritor venezolano Edgar Borges.

El Jurado ha destacado de esta obra que es “…una novela intimista cargada de dinamita. Página a página nos estallan muchas voces, muchas historias. Su autor, como un equilibrista, cuenta el viaje de un hombre que no asume su deseo de ser mujer; pero, al mismo tiempo, desde esa voz nos acerca a muchas voces extraviadas en un tren que en realidad es el mundo…”

Se anunciará oportunamente la fecha y lugar de la entrega del Premio.



Biografía del Ganador


Edgar Borges
nació en Caracas, Venezuela, en 1966. Es escritor y periodista. Su radioserie La fuga de Don Quijote fue transmitida en 2005 por Radio Exterior de España, en el marco del IV Centenario de El Quijote. Ha publicado los libros de relatos Sueños desencantados, Mis días debajo de tu falda y El vuelo de Caín y otros relatos, el Monólogo Lavoe contra Lavoe, La tragedia del cantante y las novelas La monstrua, la mujer que jamás invitaron a bailar y ¿Quién mató a mi madre? Finalista en el 2008 del III Premio Nacional de Novela Ciudad Ducal de Loeches. Recientemente ha publicado con Grup Lobher su relato bilingüe ¿Quién mató al doble de Edgar Allan Poe?


Para ampliar información no dudéis en contactarnos:

info@gotasdetinta.es

info@agmediatica.com



EDGAR BORGES ES MIEMBRO DE "LA VOZ DE LA PALABRA ESCRITA INTERNACIONAL"

Entradas más recientes Entradas antiguas Página principal